viernes, 9 de noviembre de 2012

Algunos momentos difíciles

Nos vamos acercando ya a los dos meses desde el nacimiento de la empresa, un tiempo más que suficiente para que surjan las primeras discusiones y diferencias dentro del equipo. Aunque sean inevitables, son situaciones que hay que saber abordar del mejor modo para no romper con la armonía del grupo, esto es, buscar un consenso adecuado que agrade a todos los componentes y aliviar las tensiones oportunas.



No olvidemos que estos momentos son necesarios y buenos. No es satisfactorio tener una empresa en la que los miembros no sepan los puntos en los que los demás discrepan o no, ya que este tipo de cosas pueden repercutir negativamente al estado del grupo . Es esencial una buena comunicación interna que ayude a unir al equipo, buscar consenso y en la que cada opinión importe. Al final son todos estos factores los hacen que la empresa sea sólida, no se desestabilice y cuente con un buen estado anímico.

Cualquier parte en una empresa es importante, no solo el conocimiento. Un buen diálogo, cooperación y una comunicación interna bien gestionada son determinantes de cara al éxito empresarial.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada